La realidad de los seguros quitamultas

La realidad sobre los seguros quitamultas

¿Siguen vigentes hoy en día?

Cada cierto tiempo recibimos llamadas y correos electrónicos preguntando por los “seguro quitamultas” ¿Qué son estos seguros? ¿Son recomendables? ¿Compensa el ahorro?

Lo primero que debes tener claro son los “seguros quitamultas” como tal no existen. En realidad, es como se conoce de forma coloquial un seguro que cubre exclusivamente la Responsabilidad Civil frente a terceros, el seguro mínimo que toda moto y vehículo en general debe tener.Qué son los seguros quitamultas

Si eres dueño de un vehículo, la Ley, y más concretamente el artículo 2 del Real Decreto 8/2004, de 29 de octubre, obliga a disponer de un seguro de Responsabilidad Civil frente a terceros que cubriera un mínimo de 70 millones de euros en accidentes a personas y 15 millones de euros en daños materiales (sobre las cosas). En caso de circular sin seguro te expones una multa de 601 a 3.005 euros y en caso de accidente con lesionados o daños materiales (otras motos o coches), generar un grave problema para tu patrimonio, ya que tendrías hacer frente a los gastos generados, indemnizaciones y reparaciones. Y es que al no haber seguro eres tú quien correrá a cargo de la indemnización por los daños generados a la otra parte.

Hasta hace pocos años, los seguros de moto eran bastante más caros que en la actualidad. Las aseguradoras no miraban con buenos ojos el mundo de la moto por su mayor siniestralidad y el hecho de que los daños a pagar tras un siniestro son mayores.

Por fortuna la situación es muy diferente hoy en día. Basta con calcular precio en nuestro comparador para darse cuenta. Pero si lo prefieres, hay ejemplos concretos sobre cómo ha bajado el precio del seguro de motos. Se han visto disminuciones de hasta el 75% en el precio del seguro respecto a lo que se pagaba hace 15 o 20 años. Hay que recordar que en los años 90, un seguro para, por ejemplo, una  Yamaha 1000, conducida por una persona con edad inferior a 35 años, era casi imposible de conseguir.

De hecho, la contratación de “seguros quitamultas” en el Consorcio de Compensación de Seguros era una hecho bastante frecuente. Este órgano exige que te hayan rechazado en al menos 3 aseguradoras para prestarte el servicio obligatorio por Ley. Es una suerte de seguro de último recurso para que todos los vehículos puedan estar asegurados tal y como marca la ley pero cuyo precio también suele ser más alto que el del mercado.

Entonces surgieron compañías que ofrecían seguros que cubrían exclusivamente la Responsabilidad Civil como solución al problema. En un primer momento el precio podía ser muy alto, ya que al no haber alternativas, el cliente se encontraba casi en la obligación de “contratar lo que te ofrecieran”. Así, esa persona que aseguraba una Yamaha 1000 podía pagar 600 o 700 euros por un seguro que ni siquiera incluía grúa.

Precisamente de ahí la aparición de los “seguros quitamultas”, que básicamente evitaba que te “pusieran una multa por circular sin seguro” (única ventaja para el tomador o persona que contrata el seguro), y garantizaba la Responsabilidad Civil frente a terceros si causara un accidente de tráfico (obligatorio por Ley). Más allá de esa función, su utilidad era nula pues no incluía apenas coberturas adicionales.

Esta casuística ya no tiene mucho sentido como tampoco hablar de “seguros quitamultas”. Fruto de la alta competencia en el sector asegurador, y la disminución del número de accidentes en los últimos años, los seguros actualmente son más baratos y más completos, y hay mucha competencia en la oferta de productos aseguradores. El poder de internet ha terminado de abrir la lata de los seguros y motopoliza.com es un gran ejemplo. En apenas 60 segundos podrás asegurar cualquier moto escogiendo entre mas de 100 seguros distintos, con diferentes niveles de garantías y coberturas y, sobre todo, a tu medida o la de tu presupuesto..

¿Qué quiere decir esto? Que por un importe muy inferior a lo que se pagaba hace años, puedes contratar seguros que incluyen ventajas para tí o tu moto. Lo que antes estaba al alcance de unos pocos que pagaban millonadas por el seguro, hoy lo puedes tener por un precio asequible.

 

 

Así son los seguros de moto hoy en día

  • Cubren las obligaciones que la ley especifica: el seguro de Responsabilidad Civil.
  • Superan las obligaciones legales (la llamada Responsabilidad Civil Voluntaria):, es decir, supera los importes que la Ley especifica con creces, en siniestros graves, para que tu patrimonio (tus bienes, ahorros) nunca se vea afectado en caso de accidente.
  • Contienen garantías para las personas: gastos médicos, ambulancias, traslados, envío de medicamentos… un sin fin de servicios que podrías necesitar.
  • Contienen garantías para tu moto: frente a robo, incendio, incluso los daños que puedas ocasionarle tú a tu vehículo (todo riesgo).
  • Y ofrecen servicios adicionales para tu comodidad: ofertas en redes de talleres, servicios de asistencia psicológica en caso de accidente, pérdidas de llaves… las compañías de seguros aplican toda su creatividad para proporcionarte algo más que un seguro.

Por eso, hoy en día, no tiene sentido de hablar de “seguros quitamultas”. Ahora podemos disfrutar de seguros completos, llenos de ventajas, comparando calidad y precio, contratando rápidamente a través de internet, y contando con nuestra ayuda para tus gestiones posteriores a la contratación.

Así de fácil.

Calcula tu seguro de moto en “cero coma Calcular ahora

 

Entradas relacionadas